River no lució, pero goleó a Atlas y avanzó de ronda

​El equipo de Gallardo se impuso por 3-0, en Salta, ante un equipo de la Primera D.

River empezó a defender el título de la Copa Argentina y, pese al resultado, dejó una cuantas dudas. En Salta, el equipo de Marcelo Gallardo se impuso por 3-0 a Atlas, de la Primera D, y se metió en los 16avos de final. Gonzalo Martínez, por duplicado, e Ignacio Fernández hicieron los goles.

Como se preveía, River fue el dueño del partido en el comienzo. Ya a los 5 minutos tuvo su primera chance, pero un cabezazo de Lucas Alario, tras un centro de Gonzalo Martínez, terminó en las manos del arquero Rodolfo De Rosa.

Pero no tardaría el equipo de Gallardo en ponerse en ventaja. A los 13, Ignacio Fernández le tiró una pelota a Alario, el delantero la bajó con el pecho y el Pity hizo magia. El ex Huracán la bajó con la pierna izquierda y con la derecha sacó un preciso remate que se metió junto al primer palo.

Siguió siendo de River el dominio en el partido. Pity lo tuvo nuevamente con un tiro libre, pero la pelota dio en el palo.

El segundo se hizo desear, pero finalmente llegó a los 42 minutos. El paraguayo Moreira hizo una pared con Enzo Pérez por la derecha, sacó un buen centro al punto de penal y Nacho Fernández apareció para marcar, de cabeza, el 2-0.

El comienzo del segundo tiempo fue muy distinto al del primero. Atlas sorprendió de arranque y llegó a tener cuatro ocasiones claras en nueve minutos. Dos de ellas, con pelotas paradas desde el corner derecho: en una falló Germán Lux y en la otra un cabezazo se fue apenas desviado.

Pasó el huracán y River se acomodó en el partido una vez más. Pero perdió el dominio que tenía en la primera etapa. Y también el juego. Pasó a estar impreciso y poco peligroso en la ofensiva, pese a que Gallardo mandó a la cancha a Ignacio Scocco y a Carlos Auzqui y sacó a dos mediocampista (Pérez y Ariel Rojas).

Sobre el cierre llegó el tercero, con un penal que generó el colombiano Santos Borré. Pity Martínez lo transformó en gol y River terminó llevándose una goleada no tan merecida.

Atlas así se fue con una derrota muy digna, que difícilmente olvidarán sus jugadores. Wilson Severino, su histórico goleador, será uno de ellos: entró, entre lágrimas, en el cierre del segundo tiempo.

River ahora se cruzará en la ronda siguiente con Instituto de Córdoba, que superó por 1 a 0 a Argentinos Juniors. Este encuentro se jugaría el domingo en Mar del Plata y los cordobeses irían con juveniles porque aún no presentaron los 11 nuevos contratos en la AFA.

Fuente: Diario Clarin